Los roles en el sexo

Compártelo con tus amigos

Los-roles-en-el-sexo

Últimamente se dice mucho que “los roles son de canela, no de género ni de sexo”, pero ¿a qué se refieren con eso? Pues, esta frase amigable nos invita a dejar de lado las etiquetas relacionadas a los estereotipos de género que nos dictan cosas como que los hombres son rudos y las mujeres delicadas.

Por supuesto, esto de no encasillarse en roles es muy idílico y no checa con nuestra realidad. Aún en pleno siglo XXI seguimos arraigados a estas ideas, aunque haya más flexibilidad al respecto (gracias a que, por fín, nos cuestionamos estos dogmas sociales). Incluso, más allá de nuestro género y orientación sexual, esto impregna en el sexo.

¿Cómo funcionan los roles sexuales?

Los roles sexuales son aquellos que clasifican la posición o actitud que adoptamos durante cualquier acto sexual. Tradicionalmente, si dos hombres se meten a la cama, el activo es quien penetra, el pasivo quien es penetrado y el inter o versátil es el que le hace a ambas. En el caso de sexo entre mujeres esto se traduciría en quien es la que mete los dedos o hace el oral a la otra.

En cuanto a las relaciones heterosexuales, lo más común es que el hombre sea quien penetre y la mujer la penetrada. No obstante, existen parejas en las que hay una o más personas trans en la que esto puede variar. Incluso, en las que solo involucran a cis, ambos pueden practicar otras cosas más allá de lo tradicional (sí, que tu novia te meta un dildo o los dedos siendo hombre, no te hace gay).

Mujer diciendo "I love a Bottom"

Los roles en el sexo hoy en día

Esta forma de ver los roles sexuales ha sido muy criticada, ya que se considera como falocentrista y excluyente. Por ello, se ha adaptado a la variedad de parejas sexuales y experiencias que puede haber. Quienes son activos también son los que dominan en el acto sexual; aquellos que tienen mayor iniciativa para decidir. Por otro lado, los pasivos prefieren ser dominados y que el otro sea el que lleve las riendas.

Claro que esto tampoco es así de cerrado, estas nuevas definiciones de pasivo y activo también pueden incluir a las antiguas, por ejemplo, existen los pasivos en la penetración, pero activos en la iniciativa (power bottoms). También se encuentran aquellas personas que pueden variar en estos roles, según el contexto o la persona con la que estén.

Aún hay estereotipos que eliminar

Se suele asegurar que la persona con el rol de activo es la masculina y la pasiva es la femenina. Esto puede ser cierto en algunos casos, ya que la personalidad de alguien puede quedar con esto. No obstante, no es algo que siempre se cumpla al 100% ni en todos los casos. Hay hombres activos que son muy afeminados o chicas pasivas muy masculinas. 

Todo lo buscamos ver de una forma muy heterosexista, en la que toda relación debe seguir los papeles del hombre (proveedor, fuerte, dominante) y de la mujer (cuidadora, sumisa, delicada). Además, damos por hecho que esto mismo se relaciona con la posición que hacemos en el sexo.

Mujer masculina que dice "butch queen"

Lo mejor es que entendamos que cada persona y pareja es distinta. Ni siquiera los heterosexuales cumplen en realidad con estos roles de género y los roles sexuales que se practican no siempre coinciden con esta idea. Nuestras vivencias, gustos, apariencia, etc. son diversos y no se reducen a nuestros gustos en la cama ni a lo que se nos impone en la sociedad.

¿Cuál es tu rol sexual? ¿Consideras que tu forma de ser queda con lo asociado a este?

Suscribirte a nuestro boletín

Al ingresar su correo electrónico, acepta nuestos Términos y condiciones del Aviso de Privacidad

Conecta con placer punto a punto

Compártelo con tus amigos

Las más leidas :)